Infertilidad

Segundo control: un poco de alivio

La infertilidad es una montaña rusa.

El viernes salimos del control de FIV preocupados porque habían visto 7 folículos pequeños después de cuatro días de estimulación, y, según el propio médico, se esperaban mayor cantidad dada la buena respuesta de Padme a la estimulación de las IAs.

Hoy salimos de la consulta con otra sensación, ya que en el control ecográfico han llegado a contar 11 folículos, con tamaños que oscilan entre los 15 mm y los 9 mm. Somos conscientes que puede que no todos estos folículos maduren, y que puede que no todos estos folículos contengan ovocitos, por no hablar de la calidad de los mismos, que habría que sumar a mis espermatozoides que dieron un resultado alterado en la prueba del FISH. Es por eso que tener una buena cantidad de folículos nos importa (y a quién no), porque nos deja con unas perspectivas un poco mejores para el tratamiento.

Incluyendo hoy, Padme debe ponerse otra inyección, esta vez por las mañanas, de Orgalutrán, que es un antagonista de la hormona liberadora de gonadotropinas. En esencia es un antirompefolis, una hormona que evita que se produzca la ovulación de forma espontánea (cosa que en este momento lógicamente no queremos que pase, porque esto lo queremos provocar de forma controlada, mediante Ovitrelle, para poder extraer los folículos el día de la punción), y mantener la dosis de 225 UI de Gonal-F y 75 UI de Meriofert. Es una campeona. Si ya de por sí los tratamientos conllevan una montaña de emociones, nervios, miedos y alegrías, a eso se añade la injerencia de las hormonas en el cuerpo de la mujer, que, en cantidades tan altas, tienen que hacer el proceso aún más duro.

En definitiva, hoy salimos de la consulta un poco más positivos; mañana lunes hablaremos con el médico que nos lleva el tratamiento (hoy no estaba) y nos indicará los pasos a seguir.

PS: Entre Padme y yo vamos a llamar al nuevo medicamento orangután. ¿Quién pone los nombres a los medicamentos? Parece que cojan una palabra relevante y luego añadan sufijos de medicamento, como ovi-trelle, o gon-al. Es como si a un analgésico para el dolor de cabeza lo llamasen Cabezol. Os dejo con una foto de un orangután, él también está de domingo.

zoo_z01
Un orangután (fuente: Wikimedia Commons)
Anuncios
Infertilidad

Preocupados tras la primera visita de control de FIV

Después de cuatro días de inyecciones de Gonal F y Meriofert, hoy teníamos la primera visita de control de la estimulación del ciclo de FIV-DGP. Padme debía hacerse un análisis de sangre para controlar el nivel de estradiol, así como una ecografía para observar el crecimiento de los folículos. Posteriormente teníamos una visita con el médico para valorar la situación.

En la ecografía de control han encontrado 3 folículos en el ovario derecho de Padme (el que tiene el quiste) y 4 folículos en el izquierdo, de tamaños alrededor de 7 mm. Según el médico, el valor de estradiol en sangre se encuentra en el rango alto, pero ciertamente es una cantidad de folículos inferior a la que esperábamos. Durante las dos inseminaciones artificiales la respuesta de Padme a la estimulación fue muy buena (la segunda IA tuvo riesgo de cancelarse por exceso de estimulación), y pensábamos que, de todo el ciclo de FIV, una de las cosas que no nos daría demasiados problemas sería conseguir un número suficiente de óvulos para fecundar.

Ahora tenemos dudas que esto sea así. Dicho esto, el médico nos ha hecho ver que se trata sólo del primer control y que en los siguientes se irá viendo cómo evoluciona. Nos ha cambiado las dosis de los medicamentos (subimos de 150 a 225 UI de Gonal F, y mantememos 75 UI de Meriofert) y esperamos que en el próximo control, que tenemos el domingo 14, la situación sea mejor.

Sea como sea, y a pesar de nuestra preocupación, cada paso cuenta, y viéndolo en positivo, tendremos una primera idea de lo que es hacer un ciclo de FIV, y si conseguimos ovocitos suficientes, también tendremos una idea de cuántos se pueden fecundar y, también si es el caso, cuántos blastocistos conseguimos. Una segunda ronda de estimulación + punción ya planea sobre nuestras cabezas, y se trata sólo del primer control…